¿Qué ventajas nos ofrece la fisioterapia?

La fisioterapia es una disciplina que además de desarrollar, conservar y rehabilitar el movimiento y la capacidad funcional a través del ejercicio terapéutico, puede aportar muchos otros beneficios a las personas que son tratadas con sus diferentes técnicas, como son por ejemplo, la terapia manual, la electroterapia, la punción seca, la reeducación postural, etc.

Algunos de estos beneficios que se observan en los pacientes que se ponen en manos de un profesional de la fisioterapia son:

Mejora de la calidad de vida:

Es uno de los objetivos fundamentales de la fisioterapia, ya que gracias al trabajo de los fisioterapeutas se le puede facilitar al paciente el acceso a todas las actividades posibles tanto en el entorno laboral como en el doméstico. Además, aumenta su autonomía, proporcionándole independencia y mejorando, por tanto, el empoderamiento del paciente.

Previene enfermedades y complicaciones:

Muchos de los ejercicios y técnicas usadas en fisioterapia sirven para evitar posibles enfermedades degenerativas, así como para mantener en buen estado los músculos y articulaciones con el fin de prevenir futuras lesiones o dolencias.

Disminuye costes sanitarios:

La fisioterapia puede reducir la tasa de reingreso hospitalario de los pacientes crónicos ya que aumenta la adherencia al tratamiento, disminuye el dolor que padecen y puede llegar incluso a eliminar la causa que lo provoca.

Acorta tiempos de recuperación:

Un buen diagnóstico y las técnicas adecuadas de fisioterapia junto con la colaboración del paciente durante el proceso de rehabilitación pueden disminuir el tiempo de recuperación de las lesiones, además de reducir el uso de fármacos por parte de éste.

Por todas estas razones, la fisioterapia es fundamental ya que no sólo abarca la parte física de una recuperación sino también el área psicológica y social de los pacientes consiguiendo de esta forma un proceso más efectivo.

Leave a Reply

Your email address will not be published.