Recuperación del LCA con fisioterapia

Si has sufrido una rotura del ligamento cruzado anterior (LCA) de tu rodilla, debes conocer cuáles son los ejercicios que se utilizan en fisioterapia para que su estado vuelva a ser óptimo y el mejor posible. La rehabilitación después de someterte a una cirugía para reconstruir este ligamento es siempre laboriosa, pues debe pasar por distintas etapas marcadas desde el inicio hasta el final del tratamiento. Normalmente debes necesitar hasta seis meses para completar la recuperación total.

 

Durante todo ese tiempo, eso sí, ponerte en manos de un cualificado fisioterapeuta es esencial para que todo salga bien. El LCA está ubicado en la parte media de tu rodilla y cumple con la función de evitar un deslizamiento de la tibia hacia afuera, frente al fémur. Es muy importante que recupere ese funcionamiento. Por ello, te recomendamos estos siguientes ejercicios.

 

Rehabilitación del ligamento cruzado anterior por fases:

 

Mover de forma activa la rodilla es fundamental al principio, con movimientos suaves de flexión y extensión los primeros 21 días tras la intervención quirúrgica. Se realiza así el ejercicio muscular de contracción isométrica de tus cuádriceps, al igual que el movimiento suave de tobillos y dedos del pie. Además, debes dar pasos con muletas con apoyo parcial y una rodillera articulada.

 

Ya en la segunda fase, el fisioterapeuta suele programarte sesiones de incremento progresivo de la movilidad mediante más ejercicios que se suman a los anteriores descritos. Destacan elevar la pierna unos 120º estando sentado, hacer suaves sentadillas, así como stepper (simulador de subir escaleras pero en una plataforma) y rodar una pelota contra la pared usando la planta del pie.

 

Por último, ya cuando el fortalecimiento tanto de la rodilla como de la musculatura es adecuado, puedes empezar a trotar poco a poco. ¡Sigue estos consejos de fisioterapia y tu recuperación será perfecta!

Leave a Reply

Your email address will not be published.